Raro, raro, raro

La mejor forma de describir el partido es como diría ‘Papuchi’ que fue “raro, raro, raro”. Para lo bueno y para lo malo. Raro por la mañana primaveral que disfrutamos; raro porque a pesar de que hace ya más de dos semanas sin llover el campo, uno de los pocos de hierba natural que quedan, conservaba dos o tres charcos; raro por algunas decisiones en el campo; raro por el buen ambiente entre los jugadores de los dos equipos, no es habitual ver tantos saludos o que al acabar el partido salir jugadores de los dos equipos juntos a rebozar a uno de ellos en el barro.

Poco a poco fueron llegando los jugadores a la cita. Alguno vino a regañadientes, pero luego todos lo dieron todo en el campo. Ambas escuadras presentábamos una convocatoria pareja y el partido se presumía igualado. Alcorcón venía de derrotar a Alcalá en casa y nosotros llegábamos invictos y líderes provisionales de la categoría. He de confesar que yo estaba nervioso, más de lo habitual. Tan metido en el partido que casi ni les hice fotos a los chicos. Y es que el partido no terminó de estar definido hasta bien entrada la segunda parte. Fue un partido peleado por ambos equipos. Ninguno lograba imponer su juego y hasta el pitido final hubo ocasiones para ambos.

Arrancó el encuentro con Alcorcón tratando de imponer su juego de delantera, guiados por su capitán. Los nuestros, como siempre, entraron dormidos, imprecisos, mal en la melé, en la touch y los rucks. Falta tras falta el rival ganaba metros y encerrados en 22 apenas pudimos contenerlos. Así en el minuto 7 Alcorcón lograba romper nuestra línea por el ala y ensayar, 5-0. Mal pintaba la cosa si los nuestros no espabilaban. Pero se empezó a parar las embestidas de la delantera rival y a pisar el campo contrario. Tras encadenar unas buenas fases en la 22 con buenas combinaciones de delantera y tres cuartos, Manu en el minuto 16 conseguía bajo palos nuestro primer ensayo, 5-7. Minutos peleados y primera interrupción del partido en el minuto 21 por la lesión de Aarón que con un fuerte esguince de tobillo tuvo que abandonar el campo. Juego trabado, con buenos placajes por parte de ambos equipos que peleaban en la zona media del campo. Un placaje alto nos dejó con un delantero menos en el campo y nos obligó a reemplazar a un jugador. Fue mano de santo porque con esta nueva primera línea pasamos a dominar la melé. A pesar de jugar con uno menos los tres cuartos supieron aprovechar un robo de balón y combinar el oval hasta conseguir el ensayo de Víctor que nos ponía 5-14 por delante en el marcador al final de la primera parte.

Con 14 jugadores en el campo comenzamos la segunda mitad. Peleando por el dominio territorial que ninguno de los equipos terminaba de conseguir. Con los nervios a flor de piel en la grada y en el campo porque la cosa no terminaba de cuajar. Fueron unos minutos inciertos en los que el resultado del partido parecía que podía favorecer a cualquiera. A la segunda consiguió Jacobo ensayar rompiendo la línea rival el tercer ensayo en el minuto 56, 5-21. Como estarían los nervios de todos que en el último cambio nos equivocamos y sacamos a Antequera del campo en lugar del jugador que se había pensado. Recortó distancia Alcorcón con un ensayo, raro, raro, raro. Pero rápidamente nuestros tres cuartos llevaron el balón de nuevo a la zona de marca rival para el ensayo final de “Killer”, 10-28 y apenas 7 minutos para acabar el partido. Buscamos el quinto ensayo, encerrando a Alcorcón en su 22, pero una imprecisión a la salida de una melé le dio la ocasión al zaguero rival de ensayar el último ensayo de su equipo, ya sin tiempo para más 17-28 terminó el encuentro.

Y a pesar de la lucha en el campo, tras el pitido final llego la cordialidad en el pasillo y luego en los vestuarios. Sorprendidos nos quedamos todos al ver como jugadores de ambos equipos llevaban en volandas a un compañero, y no pequeño por cierto, hasta rebozarlo de barro en uno de los charcos del campo.

Seguimos invictos una semana más, a pesar del partido loco que se jugó. Pasados los minutos iniciales se supo parar bien a la delantera rival, se placó con contundencia y en general se movió bien el oval, tanto en delantera como en tres cuartos, pero hay que mejorar en el ruck, la melé y la touch. Hay que jugar sin cometer tantas faltas y mejorar la comunicación entre los jugadores.

Esta semana el equipo estuvo formado por Rafa, Manu y Marco en la primera línea; segundas Justo y “Koala”; Ramón, Aarón y “Killer” terceras; medios David y Podesta; Jacobo y Rowlands centros; Víctor, Mateo Marín y Antequera alas y zaguero. Alex, Emmanuel y Quique en la banda tuvieron sus minutos para aportar cosas al equipo.

Sangre y Cielo. Aúpa San Isiiii!!!!!

Miguel Ángel Plaza, delegado. Gracias a Ramón Gómez por sus fotos.

 

 

 

 

 

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Academia (Tritones), Noticias generales y etiquetada como , , , , . Guardar el enlace permanente. Trackbacks están cerrados, pero puede publicar un comentario.

Publicar un Comentario

Tu email nunca se publicará ni se compartirá.

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

¿Quieres jugar al Rugby? Ven a concocernos!!!
Accede ahora
Sigue disfrutando del rugby con los veteranos del SIRC.
Accede ahora
Una escuela que promueve y forma en los valores esenciales del rugby.
Accede ahora
Ayúdanos a mantener los valores del rugby.
Accede ahora

Bienvenido! Te avisamos que usamos cookies propias y de terceros para que navegues y compres perfectamente por nuestra web. Si continúas aquí, es que estás de acuerdo. Si quieres más info, esta es nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies